jueves, 10 de agosto de 2017

Sensibles a Cristo. Mateo 28.

Mientras estemos en este mundo es normal que tengamos dificultades de toda índole y más todavía cuando en nuestra vida hay propósitos por alcanzar. Jesucristo lo expresa en su palabra. Juan 16: 33 “Estas cosas os he hablado para que en mí tengáis paz. En el mundo tendréis aflicción; pero confiad, yo he vencido al mundo.
Solo si estamos con Jesucristo los problemas no endurecen nuestro corazón. Proverbios 4: 23 “Sobre toda cosa guardada, guarda tu corazón; Porque de él mana la vida.
Un corazón endurecido se vuelve insensible no solo a la voz de Cristo también se hace insensible ante cualquier situación por esta razón le es imposible ser feliz.

Una persona sensible no es aquella que siempre llora por todo o por todo se siente triste. Una persona sensible es aquella que tiene facilidad para ver las cosas hermosas, para amar y para luchar. Una persona sensible tiene la capacidad de ver oportunidades donde otros solo ven fracasos.
Características de una persona sensible.
1. Busca siempre lo que quiere. V 1 “Pasado el día de reposo, al amanecer del primer día de la semana, vinieron María Magdalena y la otra María, a ver el sepulcro.” nunca se da por vencida así todo parezca perdido siempre confía en que algo bueno pasara.
2. El Temor no las detiene de hacer lo que es necesario hacer. V 8 “Entonces ellas, saliendo del sepulcro con temor y gran gozo, fueron corriendo a dar las nuevas a sus discípulos. Y mientras iban a dar las nuevas a los discípulos,
3. Siempre podrán disfrutar de la presencia de Jesús. V 9 “he aquí, Jesús les salió al encuentro, diciendo: ¡Salve! Y ellas, acercándose, abrazaron sus pies, y le adoraron.” María Magdalena tenía la capacidad de reconocer a Jesús cosa que no podían hacer otros. Lucas 24: 13 “Y he aquí, dos de ellos iban el mismo día a una aldea llamada Emaús, que estaba a sesenta estadios de Jerusalén.
Nuestro pasado no debe ser impedimento para ser sensibles a la vos de Dios y sobre todo a que tengamos una excelente relación con Jesucristo. Lucas 8: 2 “y algunas mujeres que habían sido sanadas de espíritus malos y de enfermedades: María, que se llamaba Magdalena, de la que habían salido siete demonios,
Ahora María Magdalena pasaba de ser la poseída de espíritus a la mensajera de Jesús. Mateo 28: 10 “Entonces Jesús les dijo: No temáis; id, dad las nuevas a mis hermanos, para que vayan a Galilea, y allí me verán.
Como sensibilizar nuestro Corazón.
1. Piensa en cosas agradables y positivas. Filipenses 4: 8 “Por lo demás, hermanos, todo lo que es verdadero, todo lo honesto, todo lo justo, todo lo puro, todo lo amable, todo lo que es de buen nombre; si hay virtud alguna, si algo digno de alabanza, en esto pensad.” nuestra mente es la que determina como nos queremos sentir. Una persona negativa por lo general tiene endurecido el corazón.
2. Pídele a Jesucristo que te de un nuevo Corazón. Ezequiel 36: 26 “Os daré corazón nuevo, y pondré espíritu nuevo dentro de vosotros; y quitaré de vuestra carne el corazón de piedra, y os daré un corazón de carne.” es inevitable que nuestro corazón se endurezca debido a los problemas, a las decepciones etc. Por eso es necesario que Jesucristo cambie nuestro corazón.
3. Mantente siempre en Oración.  El estar en permanente contacto con Jesucristo hace que nuestra vida sea renovada.
Todos estamos expuestos a equivocarnos sobre todo cuando nos atrevemos hacer algo diferente los que se han resignado a vivir de cualquier manera sin luchar no corren el riesgo de equivocarse aunque el solo hecho de no hacer nada ya es una equivocación.
Nunca permitas que nuestra equivocación o las equivocaciones de otros dañen nuestro corazón. Si tú te equivocaste pide perdón arrepiente de corazón y vuelve a empezar. Si son los demás quienes se equivocaron y te dañaron aprende a perdonar y siempre debes estar dispuesto a dar otra oportunidad de esta manera no solo tu corazón será sensible también podrás ser feliz.